Skip to content

Viaje

$3.00
Mamá me llamó viaje. Viaje, como si de algún modo hubiera querido heredarme su impaciencia. Pero mamá fue la que se marchó el año que cumplí los once. Debí haberlo sabido, pero no lo supe. Mamá se paró frente al granero con una maleta a sus pies. -Volveré, Viaje- dijo ella suavemente. Pero alcé la vista y pude ver la forma en que la luz temblaba en su cabello haciendo que se viera como un ángel, como alguien de otro mundo. Incluso en ese instante ella estaba en otra parte. -No, hijo- me dijo el abuelo-: ella no volverá.